Opiniones

Valoración media de nuestros clientes
4.6 sobre 5

Artículos recientes

Cómo elegir farolas de jardín

Cómo elegir farolas de jardín

Las farolas de jardin son el elemento principal de la iluminación de patios y jardines, pues son las encargadas de iluminar la mayor parte de su superficie.


Por tanto, son un elemento clave a tener en cuenta tanto en la estética como en la habitabilidad, siendo fundamentales para poder disfrutar de los espacios exteriores de nuestras viviendas.


Cada día son más las familias que deciden aprovechar sus zonas exteriores también de noche, sobre todo en épocas estivales. Y hacer vida en sus patios y jardines para cenar o pasar agradables noches de tertulia con familia o amigos.


Para la correcta elección de las farolas de jardín debemos tener en cuenta varios aspectos como el estilo, el tipo de luz o las dimensiones de éstas.


El estilo


Antes de entrar en las características técnicas de las farolas, es importante decidir qué estilo queremos dar a la decoración. Lo normal es elegir unas farolas de jardín que combinen con el estilo de la vivienda.


Por ejemplo, si la decoración del interior de nuestra vivienda es moderna y minimalista, lo lógico será elegir farolas modernas del mismo estilo.


Existen también farolas clásicas con acabados en oro viejo, negras o metalizadas. Y también farolas rústicas, que suelen venir en acabados marrón óxido o negras.


El tipo de iluminación


Para elegir la cantidad de luz, es importante estudiar qué potencia será la más adecuada.


Para ello, podemos solicitar la ficha técnica del fabricante de la farola, donde veremos gráficas y conoceremos la cantidad de luz y el radio de acción de la luminaria. Así como la manera en que la luz sale y el efecto estético y lumínico que produce.


Si tiene dudas a este respecto, puede consultar con uno de nuestros especialistas que le aconsejará según su caso.


También deberemos decidir si queremos tener una luz cálida (más amarilla) o fría (blanca) y los kelvin que serían convenientes para conseguir el efecto deseado.


Una vez tengamos claro la luz que queremos, podremos elegir entre farolas que funcionan con bombillas o bien con placas de led integradas.


La altura y dimensiones


Las dimensiones de las farolas que elijamos deben ir en consonancia con las dimensiones de nuestro patio o jardín.


Es decir, si tenemos un patio pequeño, elegiremos una farola que quede estéticamente proporcionada. Por ejemplo, para un pequeño patio podríamos escoger una farola de menos de 2 metros.


Y si lo que tenemos es un gran jardín, elegiremos grandes farolas superiores a los 2 metros o incluso 3 m si vieramos que quedase estéticamente mejor.


La iluminación de apoyo


No debemos olvidar que, aunque las luminarias principales sean las farolas de jardin, existen también muchos tipos de lámparas de exterior para complementar la iluminación y potenciar la luz en determinados puntos.


Así, existen apliques de exterior que iluminarán los muros, balizas para iluminar caminos y entradas de garajes, piquetas de jardin para iluminar árboles y fachadas, empotrables para iluminar escaleras y piscinas, etc.


Todo el conjunto de luminarias de exterior hará que nuestro patio o jardín luzca perfecto las noches de verano, y podamos disfrutar de ellos con la mayor intensidad.

Esperamos haberos podido aclarar alguna duda en la elección de vuestras farolas de jardín. Si aun así necesita de más asesoramiento estaremos encantados de atenderle en el 95 472 01 98.

Etiquetas: farolas de jardin